Cómo llegar bien al momento de la escrituración

El día que escritura una casa por primera vez es tan trascendental como el día que se gradúa, se casa o, incluso, el día de la primera ecografía de su hijo.

Ayuda saber a qué debe atenerse cuando espera la entrega de un manojo de llaves.
“Recórrala por última vez con su agente inmobiliario la mañana previa a la escrituración o la noche anterior”, sostiene Linda Rooney de Re/Max in the Village de Illinois. “Asegúrese de que todo esté según lo prometido. Debería estar impecable”. Si el vendedor dejó objetos, debería pedirle que los retire.

prepararse para la escrituración

Ahora, prepare el brazo con el que escribe. Son varios los documentos que deberá firmar. El proceso demorará una hora y media si todo está en orden. Si hay algún contratiempo, podría demorar más. “La escrituración se llevará a cabo en el despacho de un abogado o en una compañía de títulos de propiedad”, sostiene Joe Nery, abogado inmobiliario. Puede haber una gran multitud en ese pequeño despacho. “Ambos agentes inmobiliarios suelen estar presentes”, afirma Joe Nery. “En ocasiones, los vendedores están presentes; no obstante, suelen firmar previamente, en cuyo caso no asisten. A veces, comparece el prestamista”.

La preparación es clave a medida que se acerca la fecha de escrituración. Asegúrese de tener los siguientes elementos en orden y listos para el “día del despegue”:

Elemento n.° 1: Prueba de identidad

Es sumamente básico: asegúrese de tener un documento de identidad o pasaporte emitido por el estado y de que esté vigente. Se certificarán sus firmas; por lo tanto, debe proporcionar una identificación válida.

Elemento n.° 2: Anticipo correcto

Si va a obtener un préstamo, debe saber cuánto dinero se supone que debe llevar para el anticipo. En virtud de las pautas federales, su prestamista debe informarle sobre el monto final tres días hábiles antes de la escrituración. Recibirá una divulgación de escrituración (llamada CD), que es un documento de cinco páginas en el que se describen todos los términos del préstamo: el monto, la tasa de interés, el pago mensual, el seguro hipotecario, el monto mensual del depósito en garantía y todos los gastos de escrituración (los gastos administrativos, los gastos de investigación, el estudio del título, los cargos por transferencias bancarias y los cargos gubernamentales por inscripción que, entre una y otra cosa, suman un monto considerable).

El motivo por el que recibe la CD con tres días de anticipación es para que tenga tiempo de revisar todo, realizar preguntas y asegurarse de que coincida con la estimación del préstamo.

El anticipo deberá entregarlo mediante cheque certificado pagadero a la compañía de títulos de propiedad o una compañía de depósitos en garantía. En algunos estados, si el anticipo supera los USD 50 000, el dinero deberá enviarse anticipadamente mediante transferencia bancaria y deberá llevar el número de comprobante de dicha transferencia. Su agente inmobiliario, su abogado o su compañía de títulos de propiedad, o bien los tres podrán informarle cómo proceder.

Elemento n.° 3: Constancia del seguro para propietarios de viviendas

Deberá llevar el comprobante de pago del primer año del seguro para propietarios de viviendas. También deberá llevar la página de declaraciones donde se describe la cobertura del seguro. Su prestamista requiere esto.

Si está comprando un condominio, deberá llevar el comprobante del seguro de condominio, que se conoce con el nombre de seguro para inquilinos (lo que no tiene sentido en absoluto, imagínese).

Elementos n.° 4, 5, 6, etc.: Sellos de transferencia, certificado con sello de agua y otros documentos normativos

Según la ubicación de su vivienda, es posible que deba proporcionar un comprobante del pago de los impuestos de transferencia. Muchas municipalidades exigen un certificado con sello de agua. Por lo general, el vendedor se encarga de esto; no obstante, en ocasiones, la responsabilidad recae en el comprador. También es posible que el comprador y el vendedor se dividan los costos. Nuevamente, su agente inmobiliario o su abogado, en el caso de los estados que exijan la participación de un letrado, podrán guiarlo.