¿Este vecindario es del nivel que espera?

Comprar una vivienda puede ser una de las inversiones más grandes que haga en su vida. Esta compra individual tiene el potencial de aumentar significativamente su valor neto. Como ventaja adicional, una vivienda es la única inversión en la que realmente puede vivir.

Por lo tanto, ¿qué hace falta para lograr una buena inversión? Todos lo hemos escuchado antes: ubicación, ubicación y ubicación. Para encontrar una buena ubicación, hay que lograr un equilibrio entre dos factores: encontrar un vecindario que se considere atractivo o prometedor y encontrar un lugar al que le gustará llamarlo hogar. Las 20 a 30 horas que le destine ahora a la investigación pueden derivar en un retorno sobre la inversión inmensurable; por lo tanto, es fundamental hacer la tarea.

Probablemente, ya haya mirado alrededor de la ciudad y, quizás, haya asistido a algunas jornadas de puertas abiertas. Una vez que haya determinado sus opciones, realice los siguientes pasos para elegir el vecindario que considere un lugar perfecto para vivir.

Realice una pequeña prueba

Busque un alojamiento en Airbnb o un hotel cercano al vecindario que eligió o dentro de este y quédese algunas semanas (o, al menos, un fin de semana). En el caso de los compradores de condominios, incluso es posible que puedan quedarse en el edificio que les gusta. Durante la estadía, preste atención al tráfico, al ruido y a las cosas que le molesten. ¿Cambian los niveles a lo largo del día, de un día a otro o durante el fin de semana? Ahora, concéntrese en el traslado hacia el trabajo y desde este. ¿Piensa que podría soportar un viaje en automóvil o tren particularmente largo o estresante, por la mañana y la tarde, durante un período prolongado?

Recorra el vecindario

De acuerdo con el material publicado, la opinión es unánime en cuanto a que los vecindarios favoritos son los que obtienen un puntaje alto en la capacidad de poder ser recorridos a pie. Vea si coincide caminando hacia la estación de tren, la escuela, una tienda de comestibles y la tienda de café más cercana. Mientras está recorriendo, preste atención a la gente que ve. Por ejemplo, si el vecindario pareciera estar colmado de niños en edad escolar, si compra la vivienda, espere encontrar cierto nivel de alboroto durante los fines de semana. También esté atento a los carteles de construcción, en progreso o en fase de planificación (un lote abandonado al lado de la vivienda o del edificio del condominio podría generar sospecha). Luego, busque en línea para confirmar sus hallazgos. ¿De qué manera afectará la construcción, por ejemplo, su vista o el ruido próximo a la vivienda? ¿Podrá manejarlo?

Hable con los residentes

Ya sea que esté probando el vecindario o simplemente visitándolo por el día, hable con las personas que pasean a sus perros (una manera sencilla de detectar a los residentes). La mayoría de las personas apreciarán su interés en el vecindario y le hablarán con gusto. Podría preguntarles qué es lo que más les gusta, y lo que menos les gusta, de vivir en el vecindario.

Evalúe la calidad de las escuelas

Independientemente de que tenga o no, o bien planifique tener hijos, las buenas escuelas siempre significan una gran inversión. Verificar las calificaciones de las escuelas primarias, medias y secundarias del vecindario suele valer la pena. Asimismo, fíjese en la proximidad del vecindario a las escuelas, dado que los distritos pueden ser extensos y las escuelas puedan estar lejos. Desde el punto de vista de la inversión, cuanto mayor sea la proximidad de una escuela al vecindario, mejor será, sobre todo, si se puede acceder a pie.

Monitoree la competencia

Seis meses antes de que tenga planificado realizar la compra, establezca alertas en línea que le avisen cuando ingresen propiedades al mercado. Al observar de cerca los precios, rápidamente aprenderá a detectar una buena oportunidad en los vecindarios que esté analizando. Puede parecer abrumador al principio, pero se convertirá en experto en poco tiempo solo por monitorear las ventas.

Consulte los informes de delitos

Evaluar la seguridad del vecindario, que puede realizarse en línea, será probablemente la tarea más sencilla. Si tiene planificado mudarse a una ciudad, sepa que habrá robos. Puede, en cambio, concentrarse en las grandes señales de alerta; por ejemplo, un aumento reciente en los delitos o un gran incremento en un período breve.

Pregunte acerca de los gastos

Esto es, en particular, en el caso de los compradores de condominios. La administración varía de un edificio a otro, lo que puede marcar una gran diferencia en el monto de los gastos (o expensas) que se pagan todos los meses. Las expensas mensuales de algunos edificios son bajas; no obstante, no guarde mucha plata en el banco. Las bajas reservas aumentan el riesgo de sufrir “gastos extraordinarios” que podrían costarle miles de dólares adicionales. Si está interesado en un edificio, comuníquese con la compañía administradora y pregúntele cuál es el monto de la reserva y cuánto aumentan las expensas por año (por lo general, al menos, entre el tres y el cinco por ciento, lo que realmente puede sumar con el tiempo).